viernes, 9 de diciembre de 2011

Un mundo "con" y "sin" violencia: la exposición

                                                      Olga Delgado


De vuelta la bichita maquilladora, muy ilusionada de comentaros mis sensaciones en imágenes, que reflejan toda una andadura nacida de la fantástica idea de Juan, para plasmar una exposición el mismo día del espectáculo: "¡Todos contra la violencia de género!", y contando con el arte fotográfico de nuestra estupenda amiga Bay en "Un mundo con y sin violencia". Las fotos se realizaron una mañana de sábado en una casita de madera preciosa cedida por Ramón, en la que tuvimos algún que otro percance, como la desaparición de las "famosas cadenas", que gracias a él pudieron salir a escena. Organizamos el montaje en una habitación al estilo de mini-estudio, junto con Raquel y Paco, que cooperaron excepcionalmente. Guiados por Bay, primero se recreó la fotografía luminosa, ya que comprobamos que resulta más fácil de interpretar el paso de la alegría a la tristeza, aunque para los espectadores y con motivo de resaltar más el tema de violencia tratado su colocación es la contraria:


Acompañada de un ambiente oscuro casi tenebroso, intenté transmitir la situación de una mujer encadenada que oculta gran parte de su rostro en posición postrada, arrodillada, rendida ante un amor marchitado, pero con la esperanza (aportada por el foco de luz solar que hay en el suelo) de no perder de vista a esa flor coloreada, que algún día podrá deshojar y esparcir al viento en símbolo de su libertad. Fuera del significado de la ilustración, la rosa que aparece es una de las tantas que me regala Juan, que elegí para hacerle un homenaje por esta bella oportunidad de aprendizaje y creatividad visual. Enlazando con pequeños matices rojos, se muestra el efecto opuesto, trasladando el negro al blanco más puro en un abrir y cerrar de ojos. Ahora me tocaba personificar la fortaleza de sujetar las cadenas, mirar sin miedo, rebelarse al dolor pasado y sonreír ante las adversidades, siendo una alegoría contrastada donde destacar la silueta de claridad femenina frente a las sombras que deja a su espalda. Con el vestido de boda de mi madre, le dedico esta representación a ella por tantas cosas compartidas y darme la posibilidad de estar en la senda de la vida. Y por último llegó la labor estructural de dicha exposición, que conseguimos ubicar con la participación fundamental de Sagrario, los recursos de Bay y los escasos medios disponibles, aunque más que suficientes para un magnífico final.


Agradecida de corazón a tod@s los implicados en este proyecto a favor de seguir en la lucha contra la injusticia y emocionada de la experiencia recibida. TODOS JUNTOS, PODEMOS.

                                                                                                               Un beso.
                                                                                                                             
                                                                                                           Olga Delgado

4 comentarios:

  1. Muchas gracias, es muy bonito y poético, emocionado me hayo.
    Que la magia del teatro y nuestros sueños por hacer el mundo más humano sigan adelante. Con gente como tu es posible, gracias por tu trabajo y tu amistad, felicidades bichita subdirectora, jajaja
    pakum

    ResponderEliminar
  2. Miles de gracias a ti por tus palabras y estar con nosotros en esta brillante aventura, besitos bichito vampiro!!!

    ResponderEliminar
  3. Ya sabes que para mí siempre es un placer trabajar en este proyecto lleno de ilusión, sobre todo con gente tan maravillosa que me aporta tanta vida como tú. Un beso preciosa!.

    ResponderEliminar
  4. Y para mí, guapísima, por recibir tu extraordinaria luz y sigamos volando juntas por mucho tiempo. Un besazo, qué me sonrojo :)!!

    ResponderEliminar